Huevos Rotos

Da igual si nos gusta la cocina moderna, minimalista, atrevida o molecular. Nos puede llamar más un plato con ingredientes impronunciables y sabores exóticos, o una vajilla exageradamente enorme para una comida exageradamente pequeña. Nos puede gustar mezclar ingredientes que nunca habríamos pensado en mezclar, o comernos algo que previamente ha estado introducido en nitrógeno líquido. Pero algo a lo que la gran mayoría no le haremos nunca asco es a la comida de nuestras madres y abuelas, esa comida que no entiende de estilos. Hoy queremos traeros uno de sus muchos clásicos: Huevos Rotos.

¿Quién no se comería ahora unos deliciosos huevos rotos con una buena copa de tinto de verano con hielo y una rodajita de limón?


Ingredientes para 3 personas:

- 4 patatas grandes.

- 4 huevos.

- Poca sal.

- Chorizo al gusto, jamón ibérico, serrano... Los embutidos extra que se nos ocurran.

Elaboración:

Como unos buenos huevos con patatas empezaremos pelando, cortando y remojando las patatas para eliminar el almidón. Secamos las patatas y a freír en abundante aceite, sin miedo, ya que después de fritas las dejaremos un rato en papel de cocina para eliminar el aceite sobrante. A estas nos les echéis sal. El embutido es muy salado y si a la hora de probarlo veis que le falta un poco de sal, la añadís. Terminamos friendo los huevos fritos.

La diferencia que tiene este plato de unos huevos con patatas y lo que lo hace tan sabroso es que están rotos, todo revuelto y desorganizado. Para esto, en una fuente, vierte las patatas los huevos y el embutido. Ahora removed rompiéndolo todo y presentar tal cual.


Una receta corta pero deliciosa, como las de nuestras madres.