sábado, 30 de noviembre de 2013

Quiche de Calabaza

Llevo dos semanitas... Que no puedo más. Entre tareas, exámenes, asuntos familiares e imprevistos de última hora muy inoportunos no he tenido casi tiempo de cocinar... Y por si fuera poco, uno de estos imprevistos nos ha llevado a adoptar en casa a una perrita que nos va a dar mucho trabajo en casa y al veterinario.

Pues con todo esto acumulado, por mucho que intentaba cocinar, o lo hacía a desgana o por los nervios me salía todo una chapuza... Ayer mismo hice una tarta de chocolate con mascarpone y plátano para el blog, pero justo cuando iba a traspasarla de plato para hacer las fotos de presentación se rompió la base en la que llevaba y la mitad de la tarta cayó, por suerte, sobre el plato quedando casi destrozada... Tendré que repetirla...

Aunque tantos imprevistos no han evitado que cumpliese la promesa que les hice a Frontian y Adharae del blog "Cocinando en Marte", aquí os traigo vuestra quiche de calabaza chicos. Esta vez, el invento llegó entero a la mesa de la presentación, pero no los elementos que lo iban a decorar... El hambre hizo mella en mis comensales y cuando iba a sacar la Nikon D3100 el queso parmesano y las pipas de calabaza habían desaparecido, ya solo quedaba el camembert y almendras... Así que apañándomelas un poco, y haciendo las fotos con prisa (esta vez han quedado algo chapuceras) para que no se comiesen la cocina entera, logré terminar este post para nuestros compañeros de "Cocinando en Marte".

Ingredientes para la base:

- 240g de harina.

- 1 cucharadita de sal.

- 2 yemas de huevo.

- 100g de mantequilla fría.

- Tanta agua fría como necesitemos.

Ingredientes para el relleno:

- 800g de calabaza.

- 1 cebolla.

- 4 dientes de ajo.

- Aceite de oliva.

- Sal.

- 2 huevos medianos.

- 200ml de nata para cocinar.

- Queso rayado.

Elaboración:


Es una receta que lleva su tiempo, aconsejo ponerse pronto por la tarde a ello empezando por hacer la masa. Para ello, empezaremos mezclando la harina con la mantequilla fría hasta lograr migas gruesas. No es el procedimiento habitual pero luego quedará más sabrosa. Una vez mezclado añadiremos las dos yemas de una en una y no añadiremos la segunda yema hasta que la primera se haya incorporado completamente. Ahora solo quedará añadir tanta agua como necesitemos hasta lograr una pasta similar a la de las galletas, que no se pegue en la mesa y sea quebradiza. La dejaremos reposar en la nevera durante 1 hora como mínimo tapada con un paño húmedo o film transparente.

Pasamos a pelar la calabaza y cortarla en dados de 2 o 3 cm de grosor, que se asen bien después en el horno. Puedes apartar las pipas y limpiarlas bien para meterlas después en el horno 10 minutos con sal y un chorrito aceite de oiva a 200ºC y así hacer tus propias pipas de calabaza caseras.

Cortaremos la cebolla en cuartos y aplastaremos con la palma de la mano los dientes de ajo. Metemos en un recipiente para horno los dados de calabaza con estos dos últimos ingredientes y lo introduciremos en el horno a 210ºC hasta que la calabaza se haya cocido. Aproximadamente tardará entre 30 minutos y 1 hora.

Tendremos un ratito libre pero en cuanto la calabaza esté asada la tendremos que sacar y meter en una cazuela para hacer el puré. Sin encender el fuego, batiremos con una batidora eléctrica la calabaza hasta que no queden grumos o casi grumos.

A continuación, con unas varillas, iremos batiendo mientras añadimos poco a poco la nata. Una vez hayamos vertido los 200ml, añadiremos uno a uno los huevos sin parar de batir y terminaremos por salar al gusto la mezcla.

Sacamos la masa de la nevera y con la ayuda de un rodillo la aplanaremos dándole forma redonda sin necesidad de que la mesa esté enharinada. La ponemos sobre el molde con papel de horno para que no se pegue y tapamos con papel de aluminio. Ahora la meteremos en el horno 10 minutos a  200ºC para que no quede cruda.

Pasados los 10 minutos, retiramos el papel de aluminio, vertemos la mezcla y lo dejamos en el horno a la misma temperatura entre 30 y 40 minutos. Comprueba con un cuchillo que haya cuajado lo suficiente y ten cuidado de que no se quemen los bordes.10 minutos antes de que termine la cocción añade el queso rayado para que quede gratinado y con un toque espectacular.



9 comentarios:

  1. Pues te quedó fantástica Xabier a pesar de todas las visicitudes. Para mí la calabaza ha sido una gran desconocida hasta hace un año, desde entonces no falta entre mis ingredientes más preciados. Un abrazo y espero que la semana que entra te traiga más sosiego y tranquilidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Una vez que la pruebas no te puedes desenganchar! Desde que descubrimos esta quiche en casa no paramos de intentar de mejorar esta receta de todo lo que nos ha gustado.

      ¡Un beso Jose!

      Eliminar
  2. Esta quiche tiene una pinta fenomenal!! A pesar de todos los líos de la semana, has podido hacer una receta genial!
    Nos la apuntamos!! ;)

    ResponderEliminar
  3. Hace muuucho que no me pasaba por aquí (Fantasmita), pero me alegra ver que sigue vivo y con deliciosas recetas como siempre. Me alegra saber que siempre que lo necesite puedo venir aquí :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Cuánto tiempo! Me alegro de vovler a verte por aquí y espero que sigas haciéndome alguna visitilla de vez en cuando.

      ¡Muchas gracias!

      Eliminar
  4. Xabier! Vaya ilusión me ha dado ver esta receta! Muchísimas gracias! Te ha quedado genial y aunque soy la parte del blog a la que no le gusta especialmente la calabaza esta receta me tienta aunque sea un trocito (al final de tanto probarla me está empezando a gustar).
    Un saludo y muchas gracias de nuevo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Espero que te lleves una buena experiencia probando esta quiche! No dudes en enviarme una foto a info@delicias-boca.com

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  5. ¡Woaah! ¡Qué buena pinta! Me encanta... y me parece muy original. En ningún sitio he visto quiche de calabaza pero ahora que tú has cumplido tu parte del trato nos toca a nosotros. Así que en cuanto pasen estos días algo caóticos de exámenes (¡mucha suerte en los tuyos!) va a caer en casa. Además mi madre también es una enamorada de la calabaza, o sea que sé de otra que se va a alegrar cuando se lo diga x)

    Y qué buena idea lo de acompañarla con el queso, creo que vamos a copiarte también ahí xD

    ¡Un abrazo!

    PD/ No sabes cuánto entiendo lo que te pasó con la tarta y la rabia que da... pero bueno, a todos nos ha pasado más de una vez >/< Seguro que a la próxima te queda genial ^-^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, pues espero que guste en casa y al igual que le acabo de decir a Frontian te animo a enviarme una foto del experimento a info@delicias-boca.com , me encantaría de publicar la foto al pie del post! Y mucha suerte con tus exámenes! Seguro que los apruebas todos!

      ¡Un abrazo!

      PD/ La segunda tarta que hice fue peor aún jajaja, intenté hacerla con una base de brownie pero no recordaba que el brownie era muy débil y acabo convirtiéndose en una papilla de tarta... Pero bueno, ya lo dijo Thomas Edison: No he fracasado 1000 veces, he encontrado 1000 maneras de no hacer una tarta (bombilla). jajaja.

      Eliminar

AddThis